Hábitos cosméticos que deberías replantearte

Hábitos cosméticos que deberías replantearte

Todos tenemos hábitos que a veces se convierten en leyes para siempre. Y es verdad que a veces no nos paramos a pensar detenidamente  el porqué de las cosas que hacemos simplemente por monotonía.

Consulta  y revisa los hábitos que te proponemos a continuación para cuidar la piel sin hacer cosas innecesarias.

1.- CREER QUE NECESITAS HIDRATAR TU PIEL CONSTANTEMENTE.

Muchas mujeres creen que necesitan hidratar su piel dos y tes veces al día para combatir las arrugas. Esto no suele ser necesario generalmente en mujeres que tienen la piel grasa. Es importante porque, dependiendo del producto que utilices, porque si éste no es adecuado, puedes contribuir a aumentar la untuosidad de tu piel.

La solución, utilizar una buena crema hidratante de día y no usar necesariamente crema de noche como costumbre. Utilízala en ocasiones en que notes la piel más seca.  A mi me gusta mucho dejar la noche para aplicar un Serum tratante no graso (aceite de Aromaterapia, gel…) para aprovechar las ventajas que te da el descanso nocturno para los tratamientos concentrados y  añado la crema de noche según circunstancias (clima más frío y seco, calefacción, viaje en avión…)

2.- USAR UN CÓCTEL INTERMINABLE DE COSMÉTICOS AL MISMO TIEMPO

Cuidado, debes tener cuenta que los cosméticos usuales llevan mucha variedad de compuestos que mezclados unos con otros pueden ser el origen de alergias, intolerancias y atopias. Y también debes tener en cuenta que es importante que la piel descanse y respire.

En tu rutina diaria no apliques un cosmético inmediatamente detrás de otro, tómatelo con calma y espera un par de minutos para que el producto se absorba antes de aplicar el siguiente.

3 .-LAVARSE LA CARA CON AGUA CALIENTE

El agua caliente abre los poros y así la piel limpia más. Esto no es cierto, lo poros son aberturas de la piel, no músculos, por lo que no se contraen y abren. Además, el agua caliente puede provocar un rebote graso e incluso mayor sequedad.

Lo ideal es lavar con agua tibia para mayor comodidad y asegurarte que tu limpiador es el adecuado para tu tipo de piel.

4.-  BEBER AGUA PARA HIDRATAR LA PIEL

Igual de clásico como falso. No es cierto que la piel se hidrate más bebiendo más agua. Cualquier dermatólogo puede confirmarte que el agua bebida juega un papel muy pobre en la hidratación de la piel.

Lo que debes es utilizar buenas cremas hidratantes para evitar que la piel  seca pierda  agua por evaporación.

5.- PROTECCIÓN SOLOR TODO EL DÍA,TODOS LOS DIAS

Esto es algo en lo que todavía los dermatólogos no se ponen deacuerdo. Podríamos decir que no debería usarse sistemáticamente, sino, individualizar los casos.

Si se recomienda en personas de piel clara, con pecas y con historial familiar de problemas cutáneos relacionados con la exposición solar. Ahora bien, también hay que considerar el tiempo de exposición,  no es los mismo salir dar un paseo de media hora que coger el metro y meterte en la oficina. Tampoco debería ser necesario una  protección mayor de 35 SPF si no vas a recibir sol directo. Estos protectores suelen ser cosméticos untuosos que pueden favoreceemule aumento de grasa en personas predispuestas.

6.-  LAVARSE MUCHO LA PIEL PARA ELIMINAR LOS GERMENES

Esto está bien en personal sanitario pero, realmente nos lavamos las manos demasiadas veces al día y estamos convirtiéndonos en germefóbicos. Piensa que lavarse las manos con sustancias jabonosas usuales muchas veces destruye la capa de protección cutánea, reseca la piel y produce pequeñas heridas que constituyen una puerta de entrada fantástica para bacterias.

Lo mismo ocurre con la ducha, enjabona las zonas sucias (axilas, pliegues…) pero evita restregar otras zonas de piel si no están verdaderamente sucias. Aplica crema hidratante inmediatamente después de la higiene para ayudar a restablecer la barrera protectora de tu piel.

Deja un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios, recoger información estadística e incluir publicidad. Si continua navegando acepta su instalación y uso. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar